El acrílico se raya

Esta es otra frecuente objeción al uso de este material. Cuando alguien opta por usar acrílico basado en su óptima transparencia, o en la brillantez de sus colores, es natural que desee que estas condiciones no se vean afectadas por marcas o ralladuras.
Sería necio decir que el acrílico no se raya, pero lo que se puede hacer con él no se puede lograr con tanta facilidad en otros substratos, es restaurar su brillo y transparencia con un simple pulido.
Esto no es posible, por ejemplo, con el policarbonato ya que las mismas características físicas de este material dicultan la tarea y curiosamente se raya más que el acrílico.

Conviene aquí hacer una aclaración sobre un tema no siempre bien explicado: resistencia al impacto no es sinónimo de dureza supercial. Esta característica se nota especialmente cuando comparamos el comportamiento del  policarbonato frente a las ralladuras. Tratando al acrílico con un mínimo cuidado durante su transformación o colocación, el riesgo de ralladuras es muy bajo, ya que hasta último momento viene protegido con un laminado de polietileno que no deja marca alguna al ser retirado.
Como queda dicho siempre, es posible eliminar pequeñas marcas con un pulido superficial.

 
Banner
Banner
Banner

Loading script and Flickr images

Loading script and Flickr images